ENTREVISTAS
Entrevista a Bernabé Demozzi
Por Marcelo Morales C.
14 de diciembre de 2011
¿Cómo nace tu conexión con Chile y concretamente, cómo se realiza una co-producción como Ocultas?

Todo comienza concretamente en Agosto de 2009 en el marco del 20º Festival Internacional de Curtas Metragens de Sao Paulo, donde fui a presentar uno de mis trabajos audiovisuales: Festafestum; en Octubre Rodrigo Piaggio, director en aquel entonces del 10º Festival Nacional de Cine de Ovalle me invita como Jurado y Programador, donde comparto esta labor con Antonino Ballestrazzi y Alessandra Guerzoni. Durante el festival exhiben dos de mis cortometrajes: In Avsentia y ¡Qué! Entre aguas y violines y programo una sección de cortometrajes de  la Universidad Nacional de La Plata. Luego soy nuevamente invitado como Jurado de la Competencia Internacional de Cortos del 6º FECIR, ahí nuevamente trabajo como Jurado junto a Antonino Ballestrazzi y al programador de la sección latinoamericana de Festival Internacional de Curtas Metragens de Sao Paulo. Es en esta oportunidad donde Antonino Ballestrazzi me convoca para ser uno de los nuevos programadores del Festival CINE//B, sin pensarlo acepto y comienzo a trabajar en la nueva edición del festival. En esa instancia programo todas las películas argentinas de la edición número 3 del Festival CINE //B, logramos exhibir 60 películas argentinas en diferentes secciones. En Abril de 2010 Antonino Ballestrazzi viaja a Buenos Aires y se reúne conmigo y Florencia Dupont, actual Directora de Programación del Festival CINE//B para terminar de planificar la edición 3 del Festival, obtenemos como resultado la invitación del realizador argentino José Celestino Campusano y un foco especial sobre él. En Julio de 2010 escribo y dirijo Ocultas, un cortometraje en cooperativa argentino-chilena, ultra-independiente, grabado en un día, que recorrió el mundo sin escalas y nos llenó de satisfacciones sin entender como pudo lograr tanto éxito internacional. Ocultas nace como un experimento de integración, la idea era ver cómo funcionaban dos personajes de ambas nacionalidades bajo una temática que en la actualidad tiene mucho tratamiento y desarrollo. El corto se realizó con el aporte de Bodz Productora (Argentina) y Valpau (Chile), el 50% del equipo artístico y técnico era argentino y el otro 50% chilenos.

Este cortometraje no tiene fondos de ninguno de los dos estados, está financiado por mí y bajo la colaboración de las productoras que aportaron su equipamiento y talento. Fue pensado para grabar en una sola jornada y sin guión literario. En lo que más tardamos fue en la postproducción por cuestiones de tiempos ajenos y tuvimos unas dos semanas de preproducción más ensayos con las actrices Inés Sbarra y Mai Iglesias. Este cortometraje fue producido por una gran organización diaria para generar la articulación entre los dos países, la música y el diseño fue producido en Chile específicamente y el encuentro de la actriz chilena fue vía Chile. Pudimos producir este cortometraje por insistir en que queríamos lograr algo con Chile, y lo logramos en el contexto donde estábamos parados. Ocultas se presenta casi simultáneamente en CINE//B_3 y se estrena formalmente en Chile en la primer edición del Diva Film Festival donde recibe el premio a la mejor Banda de Sonido.

En noviembre de 2010, me invitan a integrar las mesas abierta de charlas al público en el 22ª Festival Internacional de Viña del Mar. Durante 2011 Ocultas compite en varios festivales en Chile, Argentina y varios países del mundo. En enero de 2011 colaboro en la asesoría de programación de la sección argentina del 1º Festival de Cine de Mujeres- FEM junto a Sandrine Crisostomo.

¿De dónde nace la idea del corto, de tratar la temática homosexual a través de una joven argentina y chilena?

La idea del corto nace básicamente de generar una relación chileno- argentino, como una excusa simbólica, creo que ni nosotros sabemos porque fue así. Lo sexual siempre tiene un gran grado de profundidad como paradigma en el cine. Me pareció atractivo construir una historia lésbica sobre Mariana y Javiera, narrando “ese pasado” tan presente aún. En Chile la temática del sexo está en pleno desarrollo y sabíamos que podía funcionar bien. Argentina pasó por lo mismo hace años atrás, y actualmente sigue estando en foco como temática de desarrollo. No tiene nada de especial, es una historia de dos mujeres que se aman, simplemente eso.

¿Ha habido diferencias respecto a la recepción del corto en ambos países, sobretodo respecto a su temática?

En Chile y muchos países del mundo logro más competencias, en Argentina fueron menos los festivales que lo seleccionaron, igualmente estuvo en muchísimos festivales y de hecho uno de los críticos más relevantes del país se tomó el tiempo para hablar muy satisfactoriamente de él. Eso me sorprendió. No sé porque fue diferente la recepción, creo que es tan subjetivo que se caería de maduro el análisis del porque en los países funciona muy diferente entre unos y otros. Ocultas compitió en Rusia, Francia, Colombia, Chile, México, Canadá, Ecuador,  Alemania, Uruguay, Brasil, Argentina, entre otros.

Destaca dentro del corto el buen trabajo actoral, de crear una auténtica cercanía. ¿Cómo fue tu trabajo con las actrices, mucho ensayo, bastante improvisación?

Ocultas no tuvo guión literario ni técnico. Se trabajó con una estructura de acciones y un listado de objetivos para diálogos. Cuando las actrices fueron seleccionadas sabían en las condiciones que pretendíamos trabajar y ellas aceptaron sin ningún conflicto. Ocultas tiene 2 ensayos generales con ambas actrices juntas, y antes a estos encuentros tuve un encuentro con cada una de ellas para hablar básicamente de lo que queríamos lograr con esta mini historia. Obviamente en rodaje surgieron improvisaciones discursivas por obvias razones del azar y de los climas que se van generando en las situaciones. Los ejes temáticos y situaciones narrativas son todos de la estructura pensada para el corto. Luego se fue enriqueciendo por el mismo azar y talento de las actrices.

¿Cómo manejaste la puesta en escena? Se nota un trabajo detrás de la creación de ambientes, de los espacios.

La puesta en escena teníamos un espacio concreto donde se iba a desarrollar toda la acción más un exterior para la escena de la bicicleta, esta condición espacial las actrices ya lo fueron manejando conmigo en el ensayo y desde ahí también se repensó y se fue modificando con el desplazamiento que se iba generando en la locación. A lo que voy, es que si bien teníamos pensados y establecidos los espacios y los desplazamientos, estos fueron modificados por la improvisación o los climas que se iban produciendo. Con respecto a la estética general de la casa, construimos una casa como hostil y femenina de pronto. Grande, iluminada por momentos y oscura por otros, antigua y contenedora, los colores amarronados y mucho color en el desayuno. La puesta en escena varía con respecto al crecimiento climático de la historia, la cámara de ser casi fija y encuadrar ampliamente, finaliza cerrada y con oscilaciones sobre los dos personajes. Este planteamiento estaba planificado desde los ensayos, para que las actrices no se sientan tan invadidas.

Cuéntanos respecto a tu labor dentro del equipo del Festival de Cine//B en Chile, cómo ha sido tal experiencia y cuáles son tus proyecciones dentro de la organización.

La experiencia es maravillosa, zarpada (en argentino) diría yo. Como nombré anteriormente, trabajo en el Festival CINE//B desde la edición 3. Hace un mes terminamos la exitosa y trascendental edición 4 del Festival. Este año fue increíble desde mi punto de vista, con la visita de Gaspar Noe, su participación y la presencia de 800 películas en exhibición con competencias de altísimo nivel. La programación fue exquisita, innovadora y de vanguardia. Creemos con Florencia Dupont, directora de programación del Festival, que logramos la parrilla más democrática que se haya podido lograr. Tenemos que seguir trabajando y profundizar cuestiones, pero estamos muy contentos con los resultados obtenidos.

Este año programé en el festival algunas secciones y dirigí el “Laboratorio Experimental”, proyecto que presente a comienzos de años para ejecutar, lo logramos e inauguramos la primer edición este año. El laboratorio experimental es un espacio de capacitación y desarrollo para nuevos realizadores y sus óperas primas. Se seleccionaron 20 proyectos de los cuales algunos ya tienen resultados concretos para rodaje  y futuras exhibiciones en el festival. Queremos producir las películas que se desarrollen en el Laboratorio, eso nos va a llevar más tiempo de optimización, a mediano plazo. Todas las películas que seleccionamos en el Laboratorio son muy potenciales, evidentemente serán grandes peliculas, de hecho están siendo premiadas en otros prestigiosos festivales del mundo. Creo que es un gran espacio para los directores chilenos y deben aprovecharlo. Nosotros tenemos que seguir puliendo el laboratorio, trabajamos con excelentes profesionales y expertos que dieron sus clínicas, charlas y aplicaron a los proyectos seleccionados ellos fueron: Gaspar Noé, Alejandro Fernández Almendras, Elisa Eliash, Pepe Maldonado, Alessandra Guerzzoni, Diego Ruiz, Felipe Arriagada, José Ignacio Gallardo, Nicolás Mladinic, Antonino Ballestrazzi, José Luis Arredondo, Claudio Aguilar, Alejandro Parra, Andrés Duplaquet. Quienes me acompañaron en el Laboratorio Experimental coordinando y asistiendo fueron Florencia Gonzalez Fontirroig y Maria José Molina. En 2012 se viene un Laboratorio mucho más óptimo y con sorpresas.

Como un cineasta que conoce bien la actividad cinematográfica de ambos lados de la cordillera, cómo ves a Chile dentro de esta comparación, y tal vez, también dentro del contexto latinoamericano? Cuáles serían sus fortalezas y carencias?

Sinceramente Chile hoy se escucha en las voces de muchos y sobre todo en los festivales. Hace 5 años atrás ir a un festival y ver cine chileno era casi una locura, casi no existía, hoy no hay festival en el mundo donde no se vea cine chileno, y aún más las películas chilenas están ganando premios y muy importantes. Creo que es un gran momento para Chile desde el punto de vista del cine, con todas sus cuestiones políticas que aún falta desarrollar, democratizar más a los realizadores, darle más espacios y tratar de que no siempre los mismos sean los que producen, muchos más deben producir. Igualmente el cine chileno está haciéndose marca y eso es lo interesante. Durante estos dos años he visto películas extraordinarias, como también las que no queremos ver. Como pasa en todos los países del mundo. No está bueno comparar pero creo que Chile está creciendo y que los realizadores y productores chilenos son los responsables de seguir desarrollando esta industria cultural magnífica. El potencial existe, ahora hay que optimizarlo y capitalizarlo, va por un excelente camino.

Te proyectas seguir trabajando, dentro de la realización, dentro del ámbito de la co-producción, tras la experiencia que obtuviste con Ocultas?

Es una gran posibilidad, actualmente estamos con Ghosts un film, inspirado en el mito de Orfeo y Eurídice y basado en el álbum homónimo del grupo Nine Inch Nails, cuenta la búsqueda de un amor perdido. Orfeo es capaz de recorrer el más allá para de encontrar a su amada muerta. Sin embargo, la venganza, la culpa y el miedo se interpondrán todo el tiempo. 36 directores de todo el mundo cuentan esta historia única en un film experimental licenciado bajo la licencia Creative Commons. Es un proyecto ambicioso que nace de Cerofilm y Mubi.com y va de la mano de Antonino Ballestrazzi. Somos 36 directores de todo el mundo que construimos esta película que se va a desarrollar mundialmente y que para 2012 tendremos su presentación oficial. Particularmente dirigí el episodio 35 de la película, grabado íntegramente en Buenos Aires, los protagonistas argentinos de mi episodio son Natalia González Steblak y Facundo Vidal. Ghosts está interpretada por  Diego Ruiz, Daniel González, Antonella Orsini, Mateo Pulfer, Abi Weaver, Natalia González Steblak y Facundo Vidal entre muchos otros. Presentamos un avance de Ghosts en la apertura de Festival CINE//B_4 con la presencia de Gaspar Noé y posterior a la función los comentarios fueron altamente alentadores.

También, fui convocado para codirigir otra película colectiva llamada: Valparaíso, La Joya del Pacífico, junto a Cristine Lucas, Gregory Cohen, Héctor Aldana,  Jorge Durán, Juan Carlos Bustamante, Matías Bize, Ricardo Vicuña, Roberto Roth, Sebastián Lelio, Valeria Sarmiento, Che Sandoval, Jorge Tripodi, Diana Montenegro G.Co.  Mi segmento en esta película se titula “La noche especial”. Mientras tanto seguimos produciendo en Argentina y profundizando los lazos productivos con Chile.

Como reflexión final: LA EDUCACION ES UN DERECHO. BASTA DE EDUCACION PRIVADA EN CHILE. APOYO TOTAL a los que LUCHAN por el DERECHO A LA EDUCACIÓN.